Fomentando la gestión de la energía en los grandes consumidores ante los desafíos de la transición energética


Chile será sede de la próxima Conferencia de las Partes de Cambio Climático de Naciones Unidas (COP 25), poniendo al centro del debate este tema en el cual la energía es protagonista.

Por Ignacio Santelices, director ejecutivo de la Agencia de Sostenibilidad Energética

El año que recién terminó fue delineando en el transcurso de los meses, a través de diversos hitos, los ejes sobre los cuales estamos hoy construyendo una visión de sostenibilidad energética para el país, convocando en este esfuerzo a los diversos actores que conforman el sector energético e incluso a otros que se relacionan con este desde otros ámbitos como el transporte, la construcción, la educación e investigación, entre otros.

En un contexto en el que existe urgencia por avanzar en mejores prácticas, despliegue de nuevas tecnologías y cambios culturales que apunten a reducir los efectos del cambio climático, al cierre de 2018, recibimos la noticia de que Chile será sede de la próxima Conferencia de las Partes de Cambio Climático de Naciones Unidas (COP 25), poniendo al centro del debate este tema en el cual la energía es protagonista.

El World Energy Outlook de la Agencia Internacional de Energía indica que las energías renovables y la eficiencia energética aportarían el 80% de la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero en un escenario de desarrollo sustentable hacia 2040. Es precisamente en estas dos temáticas en las cuales la Agencia de Sostenibilidad Energética está enfocando su quehacer con una mirada integral, considerándolas como parte de un fenómeno más amplio, el de la transición energética hacia un mundo con menor uso de combustibles fósiles, en donde los grandes consumidores son los llamados a ser un gran factor de cambio.

Proyecto de ley

Para dar pasos significativos en pos de un desarrollo sostenible en materia energética necesitamos un mercado de servicios maduro con una demanda consistente por estos. Y para que esto exista se requiere de una colaboración conjunta y coordinada entre los distintos actores que conforman el sector energético, tanto desde el ámbito público como privado. El proyecto de Ley de Eficiencia Energética, actualmente en el Congreso, busca hacerse cargo de este desafío también con una visión integradora y reconociendo como punto de partida la existencia de barreras de información, culturales, económicas, técnicas e institucionales que dificultan y hacen más lento el desarrollo de este mercado en el país.

Con el proyecto de ley en régimen, se proyecta que se podrían generar ahorros de energía en torno a los US$3.500 millones anuales a nivel de país. Además, se podría generar un mercado de eficiencia energética que transaría más de US$300 millones al año. Este mercado ciertamente se proyecta con fuerzas desde los grandes consumidores de energía, que representan un tercio del consumo final de energía en el país y que se eleva a dos tercios si agregamos al sector transporte. Articular este mercado y dinamizar su desarrollo es uno de los roles principales de la Agencia de Sostenibilidad Energética, actuando de la mano con la política pública encargada de generar los marcos adecuados para que esto suceda.

Cada vez existe mayor consenso en torno a que gestionar de manera sistemática la energía es la manera de dar saltos de productividad y de generar mejores condiciones de sostenibilidad de largo plazo en la industria y los grandes consumidores. Las empresas e instalaciones que hoy cuentan con sistemas de gestión de la energía en Chile alcanzan ahorros de energía de 4,5% anual, los que no sólo se traducen en números positivos en sus estados de resultados, sino también en mejoras reputacionales, menores impactos al medio ambiente y, lo más importante, en mejoras en la calidad de vida de las personas de las comunidades en las que están insertas.

Apoyo y asistencia

Durante las últimas décadas, desde la política pública y sumando esfuerzos de diversos actores en el país se han ido sentando las bases para dar el salto que buscamos en materia de sostenibilidad energética, no obstante aún hay barreras y brechas que debemos superar.

Para seguir avanzando y apurar la marcha, la nueva Agencia de Sostenibilidad Energética ha fortalecido este año su disponibilidad de herramientas de apoyo para la implementación y certificación de sistemas de gestión de la energía y de formación de profesionales y capacidades en este ámbito.

Asimismo, hemos dispuesto líneas de asistencia técnica gratuita para aquellas empresas que quieran comenzar a recorrer este camino con una orientación experta, en un trabajo en el que estamos coordinados con las empresas de servicios energéticos, las casas certificadoras, e iniciativas de financiamiento de la banca, como es el caso de Banco Estado.

Las puertas de la Casa de la Sostenibilidad Energética están abiertas para recibir a quienes requieran de nuestra asistencia a través de las líneas de apoyo antes descritas u otras diversas iniciativas que estamos desarrollando para fortalecer el desarrollo de este mercado en el país.

Haga clic en la imagen para agrandar

Ministerio de Energía

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *