En la escuela más austral del mundo se implementa el Programa Educativo Integral en Eficiencia Energética


Cuatro niños estudian actualmente en la Escuela G-44 de Puerto Toro, ubicada al sur de la Isla Navarino, en la comuna de Cabo de Hornos. Para llegar, se debe abordar una lancha que viaja solo una vez al mes de ida y vuelta desde Puerto Williams, demorándose cerca de 1 hora y 15 minutos.

Amparo Thiesse es la directora y única docente de la Escuela, que por segundo año consecutivo participa en el Programa Educativo Integral en Eficiencia Energética, el cual es implementado por la Agencia de Sostenibilidad Energética, con el apoyo de la Seremi de Energía de la Región de Magallanes y Antártica Chilena, y el financiamiento del Gobierno Regional, en 57 escuelas de la Región.

La facilitadora a cargo de acompañar las actividades del Programa Educativo visitó la Escuela a inicios del mes de junio, dándole continuidad al compromiso del establecimiento y planificando las actividades a realizar este año 2019, las que abordan el ámbito pedagógico, el de Gestión Energética y el de difusión con la comunidad.

En la visita se realizó una charla inicial con la comunidad educativa y se llevó a cabo un taller de gestión curricular y planificación docente con la profesora para incorporar las actividades pedagógicas en temáticas de energía al quehacer de la Escuela durante este año.

Alonso, estudiante de 5° Año Básico que participó el año pasado en el Programa Educativo, mostró algunas maquetas y prototipos resultantes de las actividades pedagógicas desarrolladas, entre los que destacó la confección de bolsas de semillas como guateros térmicos para las manos.

“Por la situación de aislamiento en el que se encuentra la Escuela y la realidad energética de la comunidad de Puerto Toro, que se abastece de electricidad por medio de generador, es muy importante crear conciencia desde el currículum escolar hasta la comunidad para el cuidado en el consumo energético y promover las medidas domésticas que promuevan un uso eficiente de la energía”, explicó la directora.

“El partir desde los niños nos permite transmitir la información y conciencia hacia los hogares y, por ende, la comunidad entera”, señaló finalmente la profesional, valorando el aporte del Programa Educativo y su impacto en el poblado más austral del mundo.

Esta actividad se realizó en el marco del Programa de Eficiencia Energética y Energías Renovables de Magallanes, a través del Ministerio de Energía y la Agencia de Sostenibilidad Energética, financiado por el Gobierno Regional de Magallanes y Antártica Chilena.

EducaciónPrograma Educativo

Comentarios no disponibles